Los Embajadores de Su Majestad, el rey Jesucristo, son hombres nobles que están sirviéndole como sus representantes en la tierra, difundiendo los principios y la manera de ingresar en él para así poder gozar de sus bendiciones espirituales nunca antes imaginada por hombre alguno.

Fuente: Apologista